Ahora

Diez muertos en incendios en región vinícola de California

Una serie de incendios forestales avivados por fuertes vientos arrasaron el lunes la región vinícola de California, causando al menos 10 muertos y un centenar de heridos. Además, 1.500 viviendas y negocios quedaron destruidos y miles de personas tuvieron que huir de las llamas que avanzaban sin control.

La oficina del alguacil del condado de Sonoma reportó siete muertes relacionadas con las llamas el lunes, dos más murieron en el condado de Napa y otra más en el valle Redwood en el condado de Mendocino.

Se teme que la cifra de fatalidades pueda aumentar. Las autoridades de Sonoma dijeron haber recibido unos 100 reportes de familiares y amigos de personas de la zona que no se habían podido localizar.

Residentes que pudieron huir a tiempo se mostraron sorprendidos por la velocidad y ferocidad de llamas que convirtieron el incendio en el peor en la historia de California y obligaron al gobernador Jerry Brown a declarar el estado de emergencia.

El valle del Napa y los condados de Sonoma cuentan con docenas de viñedos que atraen turistas de todas partes del mundo.

“Fue un infierno como nunca habíamos visto”, dijo Marian Williams, quien salió de su casa junto a sus vecinos en medio de las llamas, cuando uno de los incendios alcanzó los viñedos y colinas de Kenwood.

Williams dijo que sintió el calor del fuego a través del auto mientras huía.

“Los árboles ardían como antorchas”, señaló.

Las llamas también llegaron al este del estado, cerca de los condados de Yuba, Butte y Nevada.

Las autoridades informaron que unas 8,000 viviendas estaban amenazadas en el condado de Nevada, en la ladera occidental de la Sierra Nevada.

Belia Ramos, presidenta de la Junta de Supervisores del Condado de Napa, informó que los funcionarios aún no saben cuántas propiedades fueron afectadas.

“Nos estamos enfocando de hacer evacuaciones e intentar mantener a las personas seguras”, dijo poco después del amanecer.

Las líneas de emergencia colapsaron luego de que cientos de personas informaran de humo en la zona, lo que llevó a las autoridades a pedir a los ciudadanos que “sólo usen el 911”, en casos reales de emergencia.

Entre tanto el Servicio Meteorológico Nacional de Estados Unidos, informó de vientos entre 56 kmh y 80 kmh, en la región norte de la Bahía de San Francisco.

Los centros comunitarios, recintos feriales del condado de Sonoma y otros centros comerciales, han sido abiertos y adecuados para recibir a los evacuados.

VOA Noticias