Ahora

Voto si, abstencionismo no / por Rafael Piña Pérez @pprafael1912

La oposición es la mayoría en un 80% con tendencia a crecer, se reduce la base de sustentación de este régimen inepto, corrupto, represivo y cínico en su propaganda oficial tergiversando los hechos del acontecer nacional. La dictadura está entrampada en su arcaico proyecto de socialismo del siglo XXI que ha arruinado la economía y la democracia venida a menos con la concentración de los poderes públicos. La corrupción se ha acentuado con creces en estos 18 años de gobierno castro chavista madurista, no tiene parangón este flagelo con ningún otro estadio de la vida republicana. A este país lo saquearon, dejándonos sin reservas internacionales para atender las importaciones de alimentos, medicinas e insumos de la producción. Es el único país petrolero que agotó sus reservas internacionales, hasta el punto de que están rematando activos para pagar deuda externa y prorrogar el default. La única forma de superar este desastre es cambiando el gobierno de Maduro , lo ideal sería lo más rápido posible, en todo caso las elecciones presidenciales están cerca, a un año de distancia temporal.

Estamos conscientes de los obstáculos que viene poniendo la delincuencia electoral contra la transparencia del voto, impidieron el referendo revocatorio presidencial, que, de haberse realizado, el Sr. Madura no estaría en la presidencia y estaríamos en una transición para levantar a Venezuela. Fueron postergando las elecciones regionales  que constitucionalmente correspondían en Diciembre de 2016.  Primero las anunciaron para Diciembre de 2017, las fijaron de pronto para el 15 de Octubre para sorprender a la oposición. Las elecciones para legislaturas regionales debieron fijarse conjuntamente con la de gobernadores, tampoco se sabe la fecha. No sustituyeron los candidatos perdedores en las primarias de la MUD, han cerrado centros de votación, un sinfín de tropelías electorales. Ni hablar del habitual abuso de los recursos públicos en la desmedida propaganda engañosa del oficialismo en procura de confundir al electorado. Ya lo hicieron en la campaña de las parlamentarias de 2015 y no pudieron con la avalancha de votos de los que adversamos a esta dictadura.

Tenemos la experiencia de que las votaciones organizadas y masivas, si pueden enfrentar todas las triquiñuelas de la delincuencia electoral. Tenemos otra oportunidad de dar un golpe democrático y no debemos perderla, votando masivamente por los candidatos electos en las internas de la MUD y los designados por consenso.  El gobierno juega a la abstención porque se saben  perdidos en la mayoría de las gobernaciones. No debemos equivocarnos, en cada estado hay un solo candidato electo en las primarias y los designados por consenso. Todos los candidatos tienen la foto en los partidos que lo presentaron. Por ejemplo, en el Zulia, Juan Pablo Guanipa fue presentado por Primero Justicia y Voluntad Popular. Los electores podemos sufragar por una de esas dos tarjetas para votar por Juan Pablo. Igualmente en los demás estados cada candidato ganador o designado por consenso, tiene su foto en los partidos que lo presentaron. Lo importante es no equivocarnos, no debemos votar por ninguna tarjeta que no haya presentado al candidato triunfante en las primarias, porque el voto sería nulo que es el propósito de la delincuencia electoral con el no retiro de los perdedores. Vamos a votar masiva y organizadamente para derrotar a los candidatos del continuismo madurista.

*Economista, profesor universitario, miembro de Venezuela Positiva

Email pprafael1912@hotmail.com, @pprafael1912

Tags: